Entre Ríos Recicla
ERRE Material de Interés Inicio Acerca de ERRE
 
Contacto
 
3 Municipios de Buenos Aires comienzan a construir con ladrillos a base de plástico reciclado
06/10/2017
3 Municipios de Buenos Aires comienzan a construir con ladrillos a base de plástico reciclado
El Ministerio de Ciencia Tecnología e Innovación de la provincia de Buenos Aires avanza sobre un proyecto en base a PET como materia prima proveniente de envases plásticos para la elaboración de ladrillos en varios municipios.
La experiencia estará comenzando en los municipios de Suipacha, Luján y General Rodríguez y pretende dar solución a la problemática de desechos PET, ya que sólo se recicla el 32% de los 12 millones de envases plásticos arrojados diariamente. La idea es convertirlos en ladrillos plásticos aptos para la construcción.

El invento permite reutilizar grandes cantidades de plástico, ya que cada ladrillo se hace con 20 botellas descartables.

Los ladrillos con plástico PET reciclado son un componente para muros exteriores e interiores elaborados con una mezcla de partículas de plástico PET procedente de envases descartables de bebidas, ligadas con cemento Portland y aditivos, que se moldea con una máquina manual rodante.

Es un ladrillo más ecológico que otros tradicionales existentes en el mercado porque su materia prima principal está constituida por residuos plásticos reciclados. Además, la producción del ladrillo macizo de tierra cocida, utilizado habitualmente en mamposterías, a partir de la extracción de la capa de tierra superficial fértil (humus), y su posterior cocción en grandes hornos a cielo abierto, produce desertificación del suelo, contaminación atmosférica (por el humo generado), y tala de árboles para obtener la leña necesaria para el funcionamiento del horno.

Desde el punto de vista técnico el ladrillo de PET se destaca también en lo que respecta a liviandad y aislamiento térmico.

Según señalan los investigadores, el ladrillo fabricado a partir de botellas de plástico descartables presenta una serie de ventajas respecto al ladrillo tradicional de barro cocido:

- Proveen una aislación térmica cinco veces mayor que los ladrillos convencionales

- Pesan un kilo menos que un ladrillo convencional (ladrillo de PET pesa 1.400 kg)

- Al tener mayor aislamiento térmico, se pueden construir muros de menor espesor. En vez de hacer paredes de 30 cm se pueden hacer de 15.

- Los ladrillos de PET y cemento tienen buena resistencia al fuego, ya que los resultados del Ensayo de Propagación de la Llama lo clasifican como material Clase RE 2: material combustible de muy baja propagación de llama.

Por otra parte, este tipo de ladrillo presenta una serie de beneficios ambientales:

- Es un ladrillo más ecológico que otros tradicionales porque su materia prima principal está constituida por residuos plásticos reciclados.

- A diferencia del ladrillo de barro cocido, en la produccion del ladrillo de PET no se consume suelo fértil, por lo que no genera desertificación del suelo.

- Dado que el ladrillo se moldea con una máquina manual rodante y no necesita cocción en grandes hornos a cielo abierto (como sí lo requiere la fabricación del ladrillo de barro), no produce contaminación atmosférica ni tala de árboles para obtener la leña necesaria para el funcionamiento del horno.

Fernando Lapolla, subsecretario de Tecnología e Innovación del MCTI explicó:"El objetivo de esta iniciativa es producir en al menos tres localidades de la provincia de Buenos Aires ladrillos ecológicos encastrables a base de PET, de bajo costo energético y económico, mediante la incorporación de residuos procedentes de los basurales municipales"

Fuente: Ecoportal

 
 
 
ERRE - Entre Ríos Recicla | Compromiso Empresario Ambiental ---| - info@entreriosrecicla.org.ar ---------- Año 2010 - Todos los derechos reservados
 
Ecourbano CEER